Emite CNDH recomendación por negligencia médica en la muerte de un niño

Emite CNDH recomendación por negligencia médica en la muerte de un niño

Emite CNDH recomendación por negligencia médica en la muerte de un niño

Karen Flores

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió hoy una recomendación hacia el Director General del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Mikel Andoni Arriola Peñalosa, debido a un caso de negligencia médica que ocasionó la muerte de un infante de dos años cinco meses de edad en Coatzacoalcos, Veracruz.

El fallecimiento del niño se originó debido a la aplicación prematura de un tratamiento de quimioterapia sin contar con evidencias suficientes, proporcionadas por estudios clínicos correspondientes, que confirmarían el diagnóstico de leucemia. 

El hecho ocurrió el 25 de febrero de 2012, cuando una mujer acudió al servicio de urgencias del Hospital General Zona 36 de Coatzacoalcos, Veracruz, para atender los malestares de su hijo, quien presentaba fiebre, gripe y dolores musculares. Al ingresar, el menor de edad fue sometido a exámenes paraclínicos que indicaron anemia y disminución de plaquetas, por lo que fue valorado ante el servicio de Hematología.

En dicha área, la doctora adscrita programó un procedimiento “de aspiración de médula ósea”, al realizarlo y con el resultado de su apreciación visual, sin contar con estudios de laboratorio confirmatorios, determinó que el menor de edad padecía Leucemia Linfoblástica Aguda L2. Por ello, inició el tratamiento de quimioterapia.

El 3 de marzo, el paciente fue dado de alta sin corroborar resultados de  los estudios de laboratorio posteriores a la quimioterapia y sin prever efectos secundarios. Posteriormente, el infante recayó el 6 de marzo y la madre acudió al Hospital Regional de Villahermosa, Tabasco, donde se determinó que el menor de edad presentaba malas condiciones generales, quien falleció al siguiente día por un paro cardiorrespiratorio.

Las evidencias del caso integran el expediente CNDH/5/2013/7600/Q, mismo que determinó que los servidores públicos del hospital vulneraron el principio del Interés Superior de la Niñez al no realizar los estudios correspondientes para confirmar el padecimiento del menor y así aplicar el tratamiento de quimioterapia.

Related posts

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *